La Premier recela del Barcelona

0
Premier League
El Barcelona tendría muy complicado disputar la Premier League
  • Mientras los grandes de la Premier no verían mal la llegada a la liga del club catalán, los equipos más modestos temen sufrir las consecuencias del desembarco del FC Barcelona en la competición británica.

“Son momentos complejos pero hay situaciones que nos vienen. Esta situación o se ha dado pero es un tema que la Junta Directiva abordaremos en un futuro con sentido común. No ha sucedido pero, si sucediera, nos reuniríamos para ver qué pasa“. Son palabras del presidente del FC BarcelonaJosep María Bartomeu a la cuestión de qué sucedería ante una posible declaración unilateral de independencia de Cataluña. Nada más conocerse las mismas, los medios de comunicación de España y de medio mundo comenzaron a plantear una posibilidad: ¿Y si el FC Barcelona jugara la Premier League?

Una posibilidad muy remota

Aunque la mayoría de medios de comunicación redujera dicha posibilidad casi a una decisión unilateral exclusiva del propio club catalán, la cuestión tiene muchas más derivadas de las que estos medios de comunicación argumentan y se plantea como una vía harto complicada en el supuesto de que se pudiera llegar a dar.

Una declaración unilateral de independencia de Cataluña provocaría que la UEFA fuera bastante reticente en cuanto a la incorporación del FC Barcelona a una competición que no fuera la suya propia, la Liga Catalana. El ejemplo más claro lo tenemos en dos míticos clubes escoceses: el Celtic de Glasgow y el Glasgow Rangers. Desde hace años, ambas entidades han solicitado de manera formal incorporarse a la Premier League como parte de los clubes de la misma, algo que desde la propia UEFA han negado una y otra vez para remitir a los dos clubes escoceses a continuar disputando su competición, la Scottish Premiership. Aunque a este respecto bien es cierto que en la competición inglesa sí que participan clubes galeses.

Extracomunitarios

Pongámonos en el supuesto de que la UEFA, por una de esas excepciones que de vez en cuando lleva a cabo en decisiones cruciales, autorizara la solicitud del FC Barcelona de disputar la Premier League, el siguiente problema al que debería enfrentarse la entidad catalana sería el de la normativa británica respecto a los extracomunitarios.

A nivel de UEFA, el Barcelona no tendría graves problemas en cuanto a la consideración de sus jugadores como extracomunitarios al no pertenecer a un estado miembro de la Unión Europea. En realidad, la UEFA no hace distinciones entre comunitarios o no. Sólo se exige que cada jugador esté correctamente federado en su federación.

El problema salta por lo tanto a las propias federaciones internas, en este caso, la Federación Británica de Fútbol. Y ahí, los problemas si son mucho más importantes. Tal y como está fijado actualmente en la legislación británica y en la normativa de la Premier League, los jugadores extranjeros de esa competición tendrían que cumplir con los exigentes requisitos de la Federación Inglesa para poder jugar allí. Y el FC Barcelona estaría integrado completamente por futbolistas extranjeros.

En este sentido, para no tener problemas en este aspecto, habría que recurrir al permiso de trabajo y éste va en relación a los partidos que haya disputado ese jugador con su selección nacional en los dos últimos años. Ese porcentaje de minutos, además, va en relación a la posición del combinado nacional al que pertenece, en este caso Cataluña, en el ranking FIFA: cuanto más alto esté, menos partidos se le exigirán para obtener el permiso de trabajo, pero cuanto más abajo, más protagonismo se pide. Por poner tan solo un ejemplo: con el Brexit y la salida del Reino Unido de la Unión Europea, la propia Premier League estimó que casi 200 futbolistas comunitarios hasta entonces que disputaban la competición británica no cumplirían los requisitos para poder seguir jugando en las islas.

Los modestos, en pie de guerra

ArsenalManchester CityManchester UnitedLiverpoolTottenhamChelsea. O lo que es lo mismo: el grupo conocido como el Big Six de la Premier, aunque si bien a nivel oficial se contienen en sus declaraciones, a nivel interno no verían con malos ojos la llegada (salvado todos los obstáculos anteriores) del FC Barcelona a la Premier League. La incorporación azulgrana a la competición británica añadiría mayor interés, mayor competitividad y mayor exposición mundial a nivel de marca tanto para la propia liga como para esos grandes clubes. En definitiva, y en resumen: la llegada del FC Barcelona se traduciría en mucho más dinero para todos.

Pero, ¿ el resto de clubes de la competición… ¿también son partidarios? A partir de ese Big Six, el resto de clubes tienen muchas más reticencias en cuanto a la incorporación azulgrana. Para empezar, y de manera directa, la llegada del FC Barcelona supondría un menor ingreso procedente de los derechos televisivos a partir de una determinada posición en la Premier League, toda vez que el cuadro azulgrana se llevaría un buen pellizco en el reparto que se haría a partir de entonces. Pero no quedan ahí las situaciones complicadas.

Clubes modestos verían con expectación cuál sería la determinación de la Premier a la hora de configurar el nuevo sistema de ascensos y descensos y entidades que ahora apenas tienen problemas para mantenerse en mitad de la tabla, con un equipo más de la categoría del FC Barcelona, podrían comenzar a ver peligrar su status en la competición. De hecho, ya hay algunos, de la mitad de tabla para abajo, que a nivel interno lo manifiesta abiertamente: “No tenemos miedo a la competencia pero tampoco queremos complicarnos la vida”.

Pero esa misma negativa llegaría también desde la propia Cataluña: con un FC Barcelona disputando la Premier, la recién nacida liga catalana quedaría en una competición casi sin interés (a menos interés, menos ingresos) y en la que el EspanyolGirona, los otros dos clubes catalanes en Primera División en la actualidad, lucharían por sobrevivir.

Problemas organizativos

Por si todos esos matices fueran pocos, hay otros a nivel organizativo que ponen de manifiesto que la incorporación del FC Barcelona a la competición inglesa no es un hecho tan sencillo como los medios de comunicación aseguran. Así, representantes de clubes británicos consultados por Marketing Deportivo MD plantean más cuestiones al respecto: ¿Qué pasaría con las plazas que en la actualidad dan derecho a disputar competiciones europeas en la Premier? ¿Se mantendrían con la llegada del Barcelona (lo que reduciría las posibilidades de acceso para muchos clubes) o se aumentarían? ¿A quién representaría el FC Barcelona en la Champions, a Inglaterra o a Cataluña? Y si el FC Barcelona terminara en puestos de descenso en la Premier League una temporada, ¿a qué competición descendería, a la Segunda inglesa o volvería a la Liga Catalana?

En definitiva, la situación de una potencial llegada del FC Barcelona a la Premier League británica implicaría una serie de cambios, modificaciones y adaptaciones de la normativa vigente a todos los niveles, incluidos la de la propia Premier League, que hacen que se antoje harto complicado que la potencial declaración de independencia de Cataluña pueda acabar con el FC Barcelona disputando la PremierManchester UnitedChelsea y compañía.