adidas llegaría a la Lazio tras el desembarco de Nike en la Roma

0

Era de esperar. Tras la llegada de Nike a la AS Roma, y el anuncio oficial por parte de la escudra italiana de la vinculación de ambas entidades durante diez años a partir de la temporada 2014-2015, la pregunta era qué haría adidas para tratar de paliar el golpe que la firma norteamericana había dado encima de la mesa en cuanto a sponsorización técnica se refiere en el mercado italiano.

A pesar de que la Lazio firmó un contrato a finales de la temporada pasada con la firma italiana de ropa deportiva Macron durante los próximos cinco años, hasta finales de la temporada 2016-2017, lo que reportaría a la entidad romana un desembolso total procedente de la marca italiana que rondaría los 15 millones de euros por esas cinco temporadas, esto es, a razón de 3 millones de euros anuales.

Sin embargo, la llegada de Nike a la AS Roma a partir de la campaña 2014-2015 ha precipitado los acontecimientos y el diario italiano La República desvela los movimientos que está realizando entre bambalinas la gran rival de Nike, la firma alemana adidas, para compensar el desequilibrio que en términos de patrocinio deportivo se viviría en la capital italiana con el desembarco de la firma norteamericana.

Hasta tal punto es así que, siempre según el citado diario, adidas estaría ya entablando conversaciones importantes con directivos de la Lazio al objeto de incorporarse al conjunto italiano a partir también de la temporada 2014-2015 con el objetivo de atenuar el golpe mediático que Nike y su llegada a la AS Roma provocará.

Para ello, se valdría de una cláusula existente en el actual contrato que vincula a la Lazio con Macron y que le permitiría a la escuadra romana rescindir, de manera unilateral y con la consiguiente compensación económica a Macron, el actual contrato que rige sus relaciones en los primeros años de vida de la misma.

En principio, el club no ve con malos ojos la llegada, que sería vuelta, de adidas siempre y cuando fuera la firma alemana la que se hiciera cargo de esa compensación económica a aportar a Macron.

En caso de confirmarse, sería el regreso de la compañía alemana a la entidad italiana después de 31 años, a la que ya vistió en las temporadas 1980-1981 y 1981-1982.