…Y Nike también tendrá reloj inteligente en 2014

0

Hace algo más de un mes traíamos en portada en MD el contrapunto de adidas hacia el producto estrella de su gran rival Nike, la nueva versión de su Fuel Band, la FuelBand SE.

Sólo 24 horas después de la presentación de la nueva versión de la FuelBand de Nike, la FuelBand SE, adidas acaparó para sí el foco de la atención mediática al anunciar oficialmente su próximo lanzamiento de un reloj inteligente dirigido al mercado de los deportistas. El anuncio, que se llevó a cabo teniendo como escenario la conferencia GigaOM Mobilize celebrada en la ciudad de San Francisco, confirmaba los rumores existentes sobre el interés de adidas en adentrarse en el lanzamiento de un nuevo gadget tecnológico que pudiera competir con la Fuel Band de Nike. Así, aidas confirmaba la próxima salida al mercado de un reloj capaz de monitorizar los parámetros habituales en este tipo de artilugios referidos al desempeño de la actividad física realizada en consonancia con sus constantes físicas de salud.

Este anuncio cogió con el paso cambiado a Nike, que vio como la nueva versión de su Fuel Band, la FuelBand SE, quedaba en un segundo plano más tras conocerse que adidas no menospreciaría a los usuarios de dispositivos Android, algo que sí hace Nike con su Fuel Band, destinada exclusivamente al mercado iOS. Así, ante esa amenaza de adidas en un mercado, el de los relojes inteligentes o smartwatches, que a día de hoy no parece que vaya a tener tanto éxito como cabría esperar, Nike no ha querido quedarse en un segundo plano y ha decidido lanzar su propio dispositivo para la muñeca de sus más fieles seguidores, un dispositivo que llegaría a lo largo del próximo 2014.

Para este cometido, Nike ha elegido a la firma EMS Flextronics International como socio para fabricar su smartwatch.

Un nuevo dispositivo pues para los amantes del deporte y de la tecnología en un segmento del mercado que, según un estudio llevado a cabo por la firma consultora Gartner, no parece que vaya a tener excesivo tirón entre los consumidores de este tipo de productos al menos en el corto plazo, vaticinando como principales causas de este desinterés en lo aburrido de estos dispositivos a nivel de diseño, aplicaciones y funcionalidades, siendo sustituídos este tipo de artilugios por los smartphones, con muchas más prestaciones y potencialidades. El estudio concluye que como mínimo hasta el año 2017 los usuarios de móviles inteligentes como los smartphones no se atreverán a dar el salto hacia estos relojes.

Por si acaso, Nike no quiere perder el paso y lanzará su dispositivo ya en 2014.