Recuerdan al COI el pasado de DOW en la guerra de Vietnam

0

Verdaderamente no todo vale en esta vida. Y muchos miembros del Comité Olímpico Internacional y del Comité Organizador de los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de Londres 2012 están comenzando a ver esta realidad. Al fin y al cabo, desde los sectores más críticos de ambos Comités están ya surgiendo voces que se preguntan si los 100 millones de dolares que recibirá el COI durante cuatro años de la compañía química o los 7 millones de libras que recibirá el LOCOG por la sponsorización de Londres 2012 por Dow Chemical, no serán un precio demasiado bajo para las consecuencias que a efecto de imagen puede tener ese patrocinio. Más tras volver a salir serias críticas a la compañía Dow.
Los que sois habituales seguidores de MD ya estaréis al tanto de las críticas que el LOCOG ha recibido por aprobar el acuerdo que permite a la compañía nortamericana Dow Chemical convertirse en uno de los principales sponsors de Londres 2012. Críticas que han venido sobre todo de grupos medioambientales y de autoridades hindúes por el escándalo de la fuga de gas de la ciudad hindú de Dophal que provocó más de 15.000 muertes (Ver Artículo en MD). Pues bien. Cuando todo parecía más o menos tranquilo y que las aguas volvían a su cauce, Vietnam, por medio de sus autoridades y de su Comité Olímpico, ha puesto el dedo en la yaga de ambos comités, el COI y el LOCOG, con la siniestra participación de Dow Chemical en la guerra de Vietnam, sacando a la luz la realidad de su actuación en dicha guerra y poniendo la cara más que colorada dentro de dichos Comités.

Así, en una carta dirigida a ambos Comités, el ministro de Cultura, Deportes y Turismo de Vietnam se queja de que el organismo haya dado luz verde a Dow Chemical como uno de los grandes patrocinadores del evento deportivo.

La historia se remonta a la guerra de Vietnam. En dicho conflicto, Dow produjo casi una tercera parte de los 80 millones de litros del defoliante agente naranja que las fuerzas de EEUU esparcieron por el sur de Vietnam, causantes en el caso menos dramático que tres millones de vietnamitas se hayan visto afectados por este agente venenoso, incluyendo 300.000 bebés que nacieron con malformaciones. Las autoridades vietnamitas elevan a 4,8 millones de personas las que fueron expuestas al agente naranja, lo que provocó 400.000 muertes y heridos y unos 500.000 bebés nacidos con defectos: “El agente naranja “destrozó el medio ambiente, se cobró las vidas de millones de vietnamitas y dejó secuelas terribles
en otros millones de personas, que ahora sufren enfermedades
increíbles. Cientos de miles de niños de cuartas generaciones han nacido
con serias deformaciones congénitas”, explica en su carta al COI y al LOCOG el
ministro vietnamita de Cultura, Deportes y Turismo, Hoang Tuan Anh.

Así, la fuerza aérea norteamericana fumigó el 20% del sur de Vietnam con este agente durante 10 años con el objetivo de dejar sin vegetación las junglas en las que se protegían los vietnamitas del norte y limitar así su acceso a los suministros de alimentos.

“Resulta irónico que se le permita a Dow patrocinar eventos
deportivos, incluyendo los Juegos Paralímpicos, cuando es responsable de
varias generaciones de niños con serias discapacidades y se niega a
hacer nada para ayudarles”, escribe en un e-mail el portavoz de la
Asociación de Víctimas del Agente Naranja en Vietnam.“Permitir que esa compañía patrocine los Paralímpicos, un evento de magnitud global, es una afrenta a la conciencia humana”, concluye. Para más inri, en Dow se vanaglorian de que los acuerdos alcanzados con el COI y el LOCOG propiciarán un aumento de ventas en torno a 1.000 millones de dólares,
al promocionar (irónicamente) productos amables con el medio ambiente.

Ante la publicidad de dicha misiva, desde el LOCOG y el COI están tratando de poner en marcha toda la fuerza de su departamento de marketing para tratar de tapar, a través de disimuladas cortinas de humo, el alcance de dicha noticia. Y mientras, cada vez son más las voces internas dentro de ambos organismos que se preguntan si verdaderamente no habrán vendido su alma al diablo por dinero. En todo caso, la imagen tanto del COI como del LOCOG en todo este caso DOW está viéndose seriamente afectada. Un ejemplo de como una mala elección de sponsor puede causar más perjuicio que beneficio a una entidad.