Under Armour sigue a un ritmo imparable

0
  • La compañía presenta un incremento en su beneficio neto durante los nueve primeros meses del año que ronda el 22%
  • A pesar de ello, la compañía estima un aumento del 22% en su cifra de negocio para el año que viene, la menor desde el año 2009

Concluyeron los nueve primeros meses del año fiscal y, nuevamente, todo son buenas noticias para la multinacional norteamericana con sede en Baltimore y presidida por Kevin Plank, Under Armour, en boca de todo el mundo desde que hace tan sólo unos meses disputara un reñido duelo a la todopoderosa Nike por hacerse con los derechos de Kevin Durant, último MVP de la NBA y por su imparable crecimiento dentro de los Estados Unidos, donde ya ha desbancado del segundo lugar en importancia dentro del mercado de la ropa deportiva a la también todopoderosa adidas.

Under Armour sigue a un ritmo imparable

Siguen las buenas noticias para la compañía presidida por Kevin Plank. Y es que la multinacional de Baltimore ha logrado cerrar los nueve primeros meses del año con unas cifras inmejorables: un incremento de hasta el 22% en su beneficio neto, situándolo en algo más de 95 millones de euros, gracias en gran parte al cada vez más importante papel que juega la compañía en los mercados internacionales.

Así, el periodo ha concluído con un incremento de hasta el 99% de sus ventas fuera del territorio de los Estados Unidos, esto es, casi 159 millones de euros, mientras que su negocio en el ámbito local estadounidense incrementó su facturación hasta los 1.571 millones de euros.

Más… pero menos

Con todo, la cifra de negocio se incremento hasta un 32%, situándose con ello en los 1.730 millones de euros. El calzado ha sido el que mejor evolución ha presentado con más de un 41% de incremento en su facturación (casi 273 millones de euros). A continuación el textil, con un 30% de subida (1.251 millones de euros).

Los accesorios también han jugado un papel importante con un incremento de hasta el 29% y 155 millones de euros. Sin embargo, no todo parece tan brillante en principio. Así, la compañía también ha lanzado sus previsiones para el próximo ejercicio, un ejercicio en el que estima que su cifra de negocio se incrementará en hasta un 22%, una cifra importantísima que ya querrían para sí otras compañías pero que, curiosamente, es la menor cifra presentada por la compañía en los últimos cinco años, desde 2009, donde obtuvo una cifra del 18%. Desde entonces, en el siguiente lustro, la compañía ha crecido a una media anual que rondó el 29%.