¿Se equivoca Nike con Iniesta e Ibra en su campaña para Brasil?

0
Nike "da el cante" con Iniesta e Ibra en su campaña para Brasil 2014

  • El lanzamiento de su remate final para su campaña Risk Everything para Brasil 2014 pone de manifiesto la ausencia de patrocinios con España y Suecia en la figura de Andrés Iniesta y Zlatan Ibrahimovic
  • Nike ya intentó un acercamiento con la Federación Española de Fútbol un año después de proclamarse Campeona del Mundo en Sudáfrica 2010
  • Por su parte, Suecia pasó a manos de adidas a comienzos del año pasado, arrebatándole a Nike a uno de sus grandes valores dentro del fútbol europeo

En el día de ayer se puso de largo, a nivel mundial, la última fase de la estrategia de la multinacional norteamericana Nike, Risk Everything, consistente en una película de animación, The Last Game, donde se reúnen los principales embajadores de la firma de Oregon con el Mundial de Brasil 2014 como principal argumento. Una estrategia que está dando buenísimos resultados, por otra parte, a la marca del swoosh para desconsuelo de su gran rival adidas, recordemos, patrocinador oficial del Mundial de Brasil 2014, y que ve como el ambush marketing se convierte en el mejor aliado de los norteamericanos a la hora de reclamar para sí una parte del protagonismo que, al menos en teoría, debería estar reservada para adidas.

Sin embargo, lo que de verdad ha llamado poderosamente la atención es algo que ya pudimos ver, aunque quizás no apreciar de manera detenida, en el spot oficial de la firma para Brasil 2014, Risk Everything, donde Nike lo arriesgaba todo para captar para sí la atención de los aficionados. Y este hecho, que como decimos, ya pudo ser contemplado por los aficionados más observadores en ese spot oficial, destaca aún más en el cartel anunciador de The Last Game, donde podemos ver a los principales embajadores de Nike con las indumentarias oficiales de sus respectivas selecciones salvo a dos: el español Andrés Iniesta y el sueco Zlatan Ibrahimovic, que para sorpresa de muchos aficionados, ven como visten la indumentaria de sus respectivos clubes, el FC Barcelona y el PSG.

La explicación es tan sencilla como fácil hubiera sido, entendemos, dar un sentido más coherente y menos sorprendente para los aficionados, al diseño: de las grandes duplas que tiene Nike dentro del mundo del fútbol entre selecciones nacionales – estrellas del fútbol, en algunas se rompe la hegemonía norteamericana. Así, en ese spot oficial aparecían más jugadores cuyas selecciones nacionales escapaban a la influencia de Nike, como Gerard Piqué (España-adidas), Andrea Pirlo (Italia-Puma) o el caso extremo de Mario Götze, donde tanto club como selección, Bayern-Alemania, estaban equipados por adidas, por lo que Nike optó por darle un diseño propio. Solución que quizás hubiera sido más plausible en los casos de Iniesta e Ibrahimovic.

Si exceptuamos los grandes embajadores que tiene adidas, como el argentino Leo Messi, donde la firma también viste a Argentina, en los cracks protagonista de la campaña de Nike, y sus respectivas selecciones nacionales, la firma norteamericana ejerce como patrocinadora de ambos: Cristiano Ronaldo – Portugal, Neymar – Brasil, Ribery – Francia o Rooney – Inglaterra. Sin embargo, en el caso de España y Suecia, aunque la firma tiene a los grandes embajadores dentro de esas selecciones dentro de su porfolio como son Andrés Iniesta y Zlatan Ibrahimovic, las Federaciones Nacionales de ambos países tienen acuerdos de patrocinio con la gran rival de Nike, adidas, lo que motiva que no pueda utilizar las imágenes de esas indumentarias en sus campañas con estos embajadores, optando por utilizar la de sus clubes que sí visten Nike.


Sin embargo, quizás en la mente de los aficionados, hubiera sido más plausible utilizar unas equipaciones aunque fueran inventadas con los colores habituales de dichas selecciones para evitar un contraste tan grande entre esos fans, detalle que o bien se les ha escapado a los creativos de Nike o bien han querido aprovechar la circunstancia para activar y promocionar, además, su relación contractual con dichos clubes.

Nike intentó hacerse con España en el 2011…

Y no será porque Nike no lo haya intentado con España. A comienzos de 2011, cuando el presidente de la Federación Española de Fútbol, Ángel María Villar, anunció la prórroga del acuerdo que le seguiría vinculando con adidas hasta el año 2018 a razón de más 40 millones de euros anuales, el mismo desveló haber rechazado una oferta irrenunciable recibida procedente de Nike que le ponía encima de la mesa un cheque en blanco para abandonar a los alemanes y firmar con los norteamericanos, hecho que finalmente no tuvo lugar. Nike obtenía con ello la segunda negativa por parte de la Federación Española de Fútbol para vestir a España, después de la obtenida en el año 2008 en la que llegó a ofrecer 40 millones de euros al año por equiparla.

Con esa negativa, adidas respiraba después de perder, tan sólo unos meses antes, a uno de sus pilares en el fútbol continental y mundial, Francia, a manos precisamente de Nike.

…Y perdió a Suecia dos años después, a manos de adidas

Aquella afrenta de Nike no cayó en saco roto en adidas, que esperaba agazapada el momento oportuno para devolverle a los norteamericanos la jugada. Y ese momento llegó tan sólo dos años después, al romper el binomio Suecia – Zlatan Ibrahimovic que tenían los de Oregon al perder a la Selección Sueca de Fútbol a manos precisamente de adidas, por lo que la marca del swoosh debería limitarse a no ofrecer imágenes de Ibrahimovic con la elástica sueca.

De cualquier manera, y dejando al margen detalles de la camiseta, la culminación de la campaña Risk Everything  que puso en marcha ayer Nike es nuevamente un producto cuidado, estudiado y de una calidad impresionante que pondrá aún más difícil a adidas el acaparar el protagonismo en Brasil 2014.