Nueva York obliga a los Knicks a buscarse un nuevo hogar

0

Uno de los escenarios míticos dentro de la NBA, el colosal Madison Square Garden, tiene, por abrumador mayoría, fecha de caducidad, lo que implicará, como consecuencia inmediata, que los míticos Knicks de Nueva York se vean en la obligación de buscar un nuevo hogar en los próximos años.

Estos días han sido claves en la ciudad de Nueva York para uno de sus edificios más emblemáticos: el Madison Square Garden, pues se debatía, por parte de las autoridades gubernativas de la ciudad, qué hacer con ese emblemático lugar, decisión que, se tomara la que se tomara, no iba a dejar contento a nadie. Y por abrumadora mayoría, 47 votos a favor y tan sólo 1 en contra, el Consejo, New York City Council , que incluye a dichas autoridades decidió renovar y expandir Penn Station, una de las estaciones de tren más importantes del mundo, lo que traerá asociado inevitablemente la desaparición del mítico emblema.

Ello trae como consecuencia inmediata que uno de las míticas franquicias de la NBA, los Knicks de Nueva York, tengan un plazo de diez años, que es la moratoria que ha concedido el Consejo a la gestora del Madison antes de su derribo, para encontrar un nuevo hogar que se constituya en la nueva sede de los Knicks.

Así, el New York Council ha dado como decimos un ultimatum de 10 años para que se acometan las actuaciones necesarias antes de su demolición para la mencionada ampliación de la Penn Statiton, desoyendo por lo tanto la petición de los dueños del Madison de ampliar durante 15 años más esta moratoria argumentando que el pabellón se encontraba en pleno proceso de renovación.

No sólo los Knicks se verán afectados. Otra franquicia mítica, los Rangers de la NFL, también deberán buscarse un nuevo hogar al igual que los New York Liberty de la WNBA, bien sea en la misma ciudad o, por el contrario, emigrar a otro destino, decisión mucho más radical y controvertida.

En referencia a los Knicks, ya hay rumores que hablan que la franquicia estaría negociando su traslado tanto con la NBA como con las autoridades de Long Island para convertirse en los Nassau Knicks, algo que todavía está bastante verde pero que comienza a verse como una vía de escape a la preocupante situación en la que se quedan estos equipos y, sobre todo, sus aficionados.

El Madison Square Garden abrió sus puertas en el año 1968 como la casa tanto de los Knicks como de los Rangers, pero su uso no se quedó limitado a espectáculos deportivos sino que por sus escenarios han pasado míticas figuras de la música internacional así como haber sido sede de otros importantes eventos de la Gran Manzana.