Nike la pifia con la camiseta del Alianza Lima

0

Cada vez es más frecuente, pero no por ello deja de ser menos polémico, que las marcas que ejercen de sponsors técnicos de los clubes, federaciones y entidades deportivas cometan errores de bulto en una prenda que tiene tanta importancia y tanto peso en el departamento de marketing de los clubes y, por ende, en las tesorerías de los mismos, como es la camiseta.

Errores que en muchas ocasiones se deben al caprichoso azar pero que, en otras muchas evidencian un desconocimiento total y absoluto por parte de las marcas que equipan a esa entidada que, en su afan de innovar, echan al traste años de historia y tradición de los equipos, con camisetas con colores que jamás ha lucido el club o con equivocaciones en los emblemas utilizados.

Ejemplos en estos casos hay muchos y en los últimos años parece ser una tendencia que deja muy a las claras el, a veces, poco interés y dedicación que las firmas de ropa deportiva dispensan a los clubes y equipos a los que visten, provocando no sólo la indignación de los aficionados sino un serio malestar entre los dirigentes, que son los que tienen que dar las explicaciones oportunas a los seguidores.

Uno de los casos más sonados, ya extensamente comentado en Marketing Deportivo MD, ha sido el del particular escudo que la marca alemana adidas diseñó para la camiseta española, un escudo que introducía en la camiseta de la actual Campeona del Mundo a los borbones franceses en lugar de a la Casa Real Española, error por otro lado, de concepto o de diseño, que han tardado más de seis años en corregir pese a las múltiples quejas y advertencias del mismo por parte de los aficionados y medios de comunicación tanto a la marca como a la Federación Española de Fútbol.

Sin embargo, los mismos no son exclusivos de adidas. El protagonista del presente artículo es su gran rival Nike que, incoscientemente (se supone al menos, muchos en este mundo del marketing dudan ya de todo) ha sido la protagonista de una noche que estaba reservada y con letras mayúsculas para el Alianza Lima y la presentación de su nueva equipación.

Así, el pasado jueves tuvo lugar dicha presentación que continuaría en la Noche Blanquiazul que el club organizó un día después. Sin embargo, lejos de agradar, los aficionados dirigieron su malestar hacia la multinacional Nike que cometió un error de bulto en el diseño de la camiseta, al ubicar como fecha de fundación del club el año 1910, en lugar de la real, el año 1901. Un error que, se presupone, ha sido debido a un baile en los dígitos pero que ha provocado tal polémica que la propia multinacional se ha apresurado a emitir un comunicado de disculpas asegurando que en el primer encuentro los jugadores lucirán el año correcto de su fundación en la parte posterior de la camiseta.

El error le va a suponer a los norteamericanos tener que retirar del mercado las camisetas puestas a la venta con el consiguiente perjuicio económico. Sin embargo hay quién ve en este tipo de errores acciones premeditadas de las compañías para lograr ser el foco de atención en eventos muy señalados a fin de ganar notoriedad mediática, aunque no parece ser este el caso.