Nike aprovechará la jubilación de su presidente para reestructurarse

0

El próximo mes de enero del año 2014 es una fecha marcada en roja en el calendario oficial de Nike. Ese mes, tan próximo en el horizonte, es el mes en el que tendrá un hecho clave en la organización: la jubilación de su presidente.

El próximo mes de enero se dará el pistoletazo de salida para que una de las organizaciones más importantes de todo el mundo, la multinacional Nike, viva en primera persona una serie de cambios que afectarán a todos los estamentos de la marca y de cuyo acierto o error a la hora de afrontar los mismos puede depender el futuro de la misma.

El desencadenante de los mismos será la jubilación del que es el presidente de la marca de ropa deportiva desde el año 2006, Charlie Denson, que ha estado en Nike durante más de 34 años. Este hecho será aprovechado por la dirección de Nike para emprender una serie de profundos cambios en cuanto a su estructura se refiere que se llevarán a cabo a lo largo de toda ella.

Así, para comenzar, el principal candidato a sustituir a Denson al frente de la firma de Oregon no es otro que su actual vicepresidente de gestión de marca, Trevor Edwards, que se convertirá en el  nuevo presidente de la marca Nike desde el 01 de Julio y que será, igualmente, responsable de todas las categorías y unidades de negocio de la misma, incluyendo extensiones como la firma Jordan.

Además de esta jubilación, Nike también ha anunciado que llevará a cabo, aprovechando la misma, una serie de cambios estratégicos en su equipo de dirección ejecutiva con el objetivo de continuar impulsando el crecimiento y no perder, con ello, cuota de mercado frente a sus rivales. Esta reestructuración, según la propia Nike, además de afectar a la dirección ejecutiva, afectará a buen seguro a decenas de puestos de nivel superior en toda la compañía, que está llevando a cabo la elección de sus decisiones de una manera sumamente estudiada consciente de todo lo que se juega con los mismos.