McLaren tiene 100 millones de razones de Honda para condenarse en su relación

1
605
McLaren de Fernando Alonso
McLaren se plantea romper con Honda
  • La desastrosa actuación de los motores suministrados por Honda en McLaren han llevado a los dirigentes de la escudería de Wooking plantearse romper con los japoneses

Los primeros entrenamientos oficiales de la nueva temporada dentro de la Fórmula 1 han dejado como principal consecuencia una lectura bastante negativa, al menos para los seguidores de la escudería británica McLaren: no hay novedades en cuanto al rendimiento de sus monoplazas y los motores de los japoneses de Honda sino más bien al contrario: síntomas de que la temporada que está por comenzar puede ser incluso peor que las dos anteriores.

Un inicio desastroso

Hace tan sólo un par de días comenzó la temporada oficial de la Fórmula 1 con los primeros entrenamientos oficiales de las escuderías en Montmeló. Y una de las escuderías que más expectación levantaba no era otra que McLaren, de la que se esperaba comprobar si los cambios introducidos, en su tercera temporada de relación con Honda, producían los resultados que con tanto deseo llevan esperando los seguidores de la escudería desde que se inició la relación hace dos años.

Sin embargo, la realidad distaba mucho de esos deseos. Dos unidades de potencia rotas en apenas dos días, en los dos monoplazas, tanto en el de Fernando Alonso como en el de Stoffel Vandoorne y numerosos problemas que han provocado el enfado en los dirigentes británicos, que en una reunión de urgencia han comenzado a hablar de la adopción de medidas drásticas.

100 millones de razones para continuar con Honda

Sobre la mesa, una medida que ya comienza a ser debatida abiertamente en McLaren: romper el contrato que le une con la firma japonesa Honda a tenor de los resultados. Aunque el acuerdo con Honda es por tres años, del que estaríamos comenzando el tercero, en Woking están valorando la oportunidad o no de continuar con Honda y arriesgarse a seguir perdiendo imagen y marca durante otra tercera temporada consecutiva.

Y aunque a nivel práctico la ruptura con Honda sería factible (la normativa exige que los proveedores de motores suministren los mismos a aquellos equipos que se queden sin unidades de potencia), el hecho de que Renault, Mercedes o Ferrari doten de motor a McLaren supondría modificar todo el chasis para adaptarlo al nuevo motor, algo muy complicado pero aún así, factible.

Sin embargo, la principal razón que “condena”McLarenHonda y que arroja agua sobre las intenciones de los dirigentes británicos no es otra que los 100 millones de euros anuales que los japoneses aportan a la escudería en virtud del acuerdo firmado. Una ruptura supondría no sólo el dejar de ingresar esos 100 millones de euros ya esta temporada, la última del contrato, sino además asumir el coste de una indemnización por romper unilateralmente la alianza además de tener que buscar una compañía dispuesta a abonar esos 100 millones que dejaría de percibir, algo muy complicado tal y como están las cosas en McLaren y su dificultad para encontrar sponsors.