Louisville también estudiará seguir con adidas tras el escándalo en la NCAA

0
Louisville Basketball
Los Cardinals también se plantean cortar con adidas
  • Los Cardinals firmaron un suculento contrato de 160 millones de dólares hace apenas un año con la multinacional alemana.

Apenas una semana después de que se destapara el escándalo de corrupción y sobornos que salpica a gran parte de los actores protagonistas en la NCAA, sobre todo en el mundo del baloncesto, otra universidad, esta vez Louisville, ha anunciado que seguirá los pasos dados por Kansas hace apenas siete días y que ya anunció que estudiaría la continuidad o no de su recién firmada renovación con la marca alemana.

Louisville también revisará su alianza con adidas

Nada más conocerse el escándalo de corrupción que ha salido a la luz en la NCAA, focalizado mayormente en el mundo del baloncesto, la universidad de Kansas, que acababa de renovar su alianza con la multinacional alemana adidas, una de las marcas implicadas en el escándalo, anunciaba de manera oficial que abriría un debate interno para valorar la oportunidad de continuar o no con la marca alemana como principal patrocinador.

Ahora, casi una semana después, es otra universidad perteneciente al catálogo oficial que la marca alemana posee en el deporte universitario USA, la que ha anunciado la revisión inmediata de su alianza con adidas y el análisis interno al que someterá la continuidad o no con la compañía.

160 millones de dólares en juego

Louisville es una de las universidades que se ha visto afectada, de manera indirecta, por la trama de corrupción destapada durante esta semana y en el que estarían involucrados nombres como el jefe de entrenadores de la universidad, Tom Jurich, y un nombre mítico en el baloncesto universitario norteamericano, Rick Pitino, protagonistas que fueron rápidamente apartados de la Universidad después de filtrarse que sus nombres aparecían en la lista de imputados del FBI dentro de la investigación.

Tanto Jurich como Pitino fueron cesados de manera fulminante en la Universidad después de que los documentos del FBI revelaran el enlace directo del entrenador de baloncesto con una trama para pagar a la familia del joven jugador Brian Bowen con 100.000 dólares con dinero suministrado por Jim Gatto, ejecutivo de adidas, a cambio de firmar con la citada Universidad, vestida por la marca alemana.

Además, Pitino y Jurich habrían sido parte fundamental en la renovación de diez años de duración del acuerdo que la Universidad firmó en agosto del año pasado con la marca alemana y que supuso el desembolso de 160 millones de dólares, un acuerdo cuya tramitación se inició sin el conocimiento de las negociaciones por parte de los rectores deportivos de la Universidad.