Londres 2012: los médicos británicos tratan de vetar la presencia de McDonalds y CocaCola en Londres 2012

0

Los ejecutivos de McDonalds, Coca Cola y el LOCOG, el Comité Organizador de Londres 2012, llevan varios días sin dormir.

Concretamente desde que la Academia de Reales Colegios Médicos de Reino Unido, que agrupa a más de 200.000 galenos británicos, entre ellos el Colegio de Pediatría y Salud Infantil, han lanzado una campaña que lleva por objetivo vetar la promoción de los productos de gigantes como McDonalds y Coca Cola durante los Juegos Olímpicos de Londres 2012, amparándose en que son uno de los responsables de los altos índices de obesidad de los ciudadanos del Reino Unido.

El objetivo no se circunscribe exclusivamente a Londres 2012. Los facultativos británicos van más allá y pretenden prohibir la vinculación de compañías de comida rápida o dietas poco saludables con eventos deportivos allá donde los mismos se desarrollen. Los primeros afectados, en caso de conseguirlo, ineludiblemente serían los Juegos de Londres 2012. Además, pretenden ‘impedir’ que figuras del deporte promocionen este tipo de comida (recientemente David Beckham ha firmado una campaña con Burguer King que ya os conté aquí – Ver Artículo en MD).

La situación preocupa y mucho a responsables de compañías de este tipo de alimentación además de a los propios organizadoresde los Juegos, conscientes del enorme poder que este ‘lobby’ médico tiene sobre la clase política británica. Hasta tal punto están presionando que pretenden que se legisle este tipo de publicidad imponiendo severas penas a aquellos organismos e instituciones que violen la promoción de estas ‘campañas irresponsables y tan perjudiciales para la salud’. De hecho, quieren equiparar los límites a los de los anuncios de tabaco e incluir un impuesto sobre la grasa como ya ocurre en algunos países escandinavos con el fin de evitar el gasto sanitario público en cuestiones de obesidad.

Y la preocupación a nivel de organismos deportivos internacionales, donde estas compañías como McDonalds o Coca Cola son sponsors principales, ha ido creciendo tras el anuncio de los médicos británicos. Así, si bien la preocupación sobre los Juegos es patente, en UEFA también han mostrado su enorme preocupación ante el temor de que esta corriente de ‘vida saludable’ se instaure a nivel general por toda Europa y pueda afectar a sus torneos, entre ellos, la próxima Eurocopa.

La directora de salud y ciencia de la Federación de Alimentos y Bebidas, Bárbara Gallani, ya ha comentado que aunque deben hacer algo, la Academia desprecia la beneficiosa colaboración entre empresas como Coca-Cola y McDonald’s con los acontecimientos deportivos. Por su parte, un portavoz de una de las compañías que se verían afectadas por el veto a su publicidad, Coca-Cola, ha señalado que “sin el apoyo de patrocinadores como nosotros, hasta 170 de los 200 comités olímpicos nacionales n opodrían enviar a sus deportistas a competir en los Juegos”, en un tono que muchos han tildado de claramente amenazantes para que esos organismos rompan una lanza a favor de dichas compañías ante la amenaza de retirar sus multimillonarios acuerdos.

Por lo tanto, se abre el debate: ¿primero la salud y el deporte o el dinero? ¿es viable que estos gigantes de la comida basura auspicien eventos deportivos?