La FOM muestra su preocupación por la caída de audiencia a nivel mundial

0

La Formula One Management, la FOM, propietaria de la gestión de los derechos comerciales de la Fórmula Uno, está seriamente preocupada por la enorme caída de audiencia televisiva experimentada por la competición durante el año 2012, lo que le ha llevado a enfrascarse en un minucioso estudio sobre cuáles pueden ser los motivos que han originado la citada pérdida de poder televisivo a nivel mundial.

El diario The Guardian presentó hace unos días un interesante artículo en el que exponían la enorme preocupación existente dentro de los dirigentes que llevan las riendas de la Fórmula Uno por la espectacular caída de la audiencia televisiva experimentada por la competición durante el año 2012, arrastrada por la fuerte caída vivida en China, que alcanzó cuotas de un 34% cifrada en la pérdida de más de 25 millones de espectadores, y que vino propiciada por la compleja situación a nivel televisivo que se vive en el país asiático, con una fuerte competencia entre cadenas y con contraprogramaciones que restan interés a la Fórmula Uno al enfrentarla a otros eventos deportivos de bastante seguimiento en el país asiático.

El hecho de que muchas carreras de la Fórmula Uno en Asia y en Oriente Medio se celebren durante la noche para potenciar el mercado europeo y adaptarlo a las ya clásicas retransmisiones matinales en los países occidentales ha propiciado que el evento en aquel país, China, se enfrente a deportes locales que se celebran a la misma hora y que tienen un buen número de seguidores, lo que propició que la audiencia televisiva de la Fórmula Uno pasara de los casi 75 millones de espectadores en el año 2011 a los 48 millones del año pasado.

El propio Ecclestone vino a reflejar esta preocupación al reconocer que las expectativas planteadas para varios de esos territorios ubicados en oriente no respondieron finalmente con los niveles de audiencias esperados.

Estas cifras se han dado a conocer con el Informe Anual de difusión de la Fórmula Uno elaborado por el FOM, y que por primera vez en su historia, desde que publica dichas estadísticas, no hizo mención a las cifras totales de audiencia televisivas, que en el año 2011 alcanzó los 515 millones de espectadores a nivel mundial, pero que en el año 2012 no habría superado, presumiblemente, con mucho, los 500 millones d eespectadores, y donde gran parte del descenso de la audiencia se concentraría en China.

Por contra, Brasil se situó como el mercado que más espectadores logró alcanzar por detrás de China, con casi un 9% hasta superar los 85 millones de espectadores en el año 2012. España e Italia también experimentaron fuertes subidas de más del 11% y del 15% respectivamente en comparación con los datos obtenidos por ambos países durante el año 2011, fruto sobre todo del enorme tirón que tienen en ambos países Ferrari y Fernando Alonso.

Reino Unido, Estados Unidos o Rusia son otros tres territorios donde las cifras experimentaron serios descensos, aunque con respecto a Rusia, se tienen puestas muchas esperanzas en que el Gran Premio de Rusia que se celebrará en 2014 logre mejorar las cifras de audiencias que presenta actualmente aquella zona geográfica.

El tema preocupa, y con razón, a las escuderías, que ven como la caída de audiencia supondrá un lastre a la hora de negociar sus contratos comerciales con los sponsors interesados en unirse a sus proyectos. Muchos ven en la cesión de los derechos de emisión a televisiones y canales de pago uno de los grandes handicaps a la hora de obtener niveles de audiencia aceptables, por lo que suspiran por un repunte en los datos que parece difícil se pueda lograr en este 2013.