La eliminación del canon ACB revolucionará el baloncesto español

0
478
ACB
La eliminación del canon podría suponer una revolución en el baloncesto español
  • La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia está a punto de hacer público el dictamen definitivo que puede eliminar el citado canon y revolucionar el panorama del baloncesto como deporte en España

Uno de los grandes problemas del baloncesto español, al que pocas veces se le ha querido poner remedio afrontándolos, ha sido el polémico asunto de los ascensos y descensos en una de las competiciones más importantes del planeta: la ACB. Cada año, a final de temporada, se repite la misma historia: equipos que no pueden hacer efectivo lo que deportivamente se han ganado en las canchas, el ascenso a la ACB, y otros que deberían bajar de categoría pero que sin embargo continúan disputando la competición en la ACB. Y todo por el polémico canon de acceso que impone la organización a los participantes, un canon que puede tener los días contados y poner del revés todo el baloncesto español.

Adiós al canon

Según ha informado la sección de deportes de la cadena Cope, la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia anunciará en breve su decisión final sobre tan polémico asunto dando a conocer de manera pública la supresión del mencionado canon. Dicha decisión, esperada por todos los estamentos del baloncesto español, se hará pública antes del próximo mes de mayo toda vez que el plazo de 18 meses que tenía la citada comisión para resolver el asunto cumplen el próximo mes de abril.

El procedimiento se inició en el año 2015 cuando el CB Tizona de Burgos tuvo que renunciar, por tercer año consecutivo, a su plaza en la ACB al no poder asumir el canon que imponía la organización. La comisión abrió entonces un expediente a la competición por “imponer unas condiciones económico-administrativas a los clubes de baloncesto que adquieren el derecho a ascender de la Liga LEB a la Liga ACB por méritos deportivos, y que no han sido previamente miembros de la ACB, que podrían resultar inequitativas y discriminatorias”.

Unos meses más tarde, en abril de 2016, la CNMC envió a la ACB un pliego de hechos en el que comunicaba que sus estatutos incumplían la legislación sobre libre competencia, obstaculizando el ascenso de los clubes, pliego que fue recurrido por la ACB.

Un canon inasumible

Dichos estatutos imponen una cuota de entrada a la ACB de 2.404.048 euros y un fondo de 1.202.024 euros, cantidades que la organización se comprometió a no aumentar salvo en la actualización correspondiente al Índice de Precios al Consumo. Ocho años después, la cantidad ya roza los 6 millones de euros.

Dicha cifra es inasumible para la mayoría de equipos de la liga LEB que consiguen la plaza de ascenso a la Liga Endesa en las canchas de juego. Así, en los últimos cinco años, tan sólo dos equipos han conseguido ascender, y sólo el MoraBanc Andorra de esos dos lo hizo pagando por completo el Canon, lo que provocó a su vez que hasta ocho equipos que deberían haber descendido finalmente continuaran disputando la competición.

Las consecuencias de la supresión pueden ser gravísimas para la competición puesto que equipos que no pudieron ascender en su momento por no poder hacer frente a dicho canon podrían reclamar su derecho a tener presencia en la Liga Endesa y otros que hicieron frente al mismo podrían exigir una compensación por un desembolso que ahora no deberán hacer los clubes que asciendan.