La Copa del Rey del baloncesto español 2014 se celebrará en Málaga

0

La LXXVIII Copa de S.M. El Rey se disputará el próximo febrero en Málaga
tras el acuerdo alcanzado por la Asociación de Clubes de Baloncesto con
el Ayuntamiento de Málaga, la Diputación de Málaga y la Junta de
Andalucía.

Hoy lunes 25 de marzo, a las 11:00h, tendrá lugar la firma del
contrato de la concesión de la Copa del Rey a la ciudad de Málaga. El
acto, que tendrá lugar en la pista central del Palacio de Deportes José
María Martín Carpena, contará con la participación de Francisco de la
Torre, Alcalde de Málaga, Rafael Rodríguez, Consejero de Turismo y
Comercio de la Junta de Andalucía, Elías Bendodo, Presidente de la
Diputación Provincial de Málaga, Eduardo García, Presidente del Unicaja
Club Baloncesto y Eduardo Portela, Presidente de la ACB.

Esta será la tercera ocasión que la Fase Final de la Copa del Rey se
dispute en Málaga, tras las celebradas en los años 2001 y 2007. Al igual
que entonces, el torneo se disputará en el Palacio de Deportes José
María Martín Carpena.

La Copa del Rey de baloncesto en España es una de las competiciones más prestigiosas en el baloncesto continental europeo y mundial. Buena prueba de ello es la cantidad de medios de comunicación registrados para cubrir el evento y, sobre todo, la cantidad de ojeadores de franquicias de la NBA que cada año se dan cita, durante el fin de semana que dura la competición, para seguir las evoluciones de potenciales estrellas para la NBA.

Desde el punto de vista económico, ser sede de la competición supone un enorme impulso para la ciudad en cuestión. Así, a la enorme promoción que supone para la misma a nivel turístico tanto nacional como internacional, se une la enorme relevancia a nivel mediático, con más de 100 países con emisión de los encuentros de esta competición, además de la afluencia de más de 100.000 aficionados a la ciudad durante los cuatro días del torneo. Las estimaciones más moderadas hablan de ingresos superiores a los 20 millones de euros para la ciudad organizadora como repercusión de la organización del evento.