Heineken o cómo ser un verdadero visionario del juego en las retransmisiones de fútbol

0

Dicen que todos llevamos dentro un entrenador. Que en cada uno de nosotros hay un pequeño entrenador que adivinaría en todo momento cuál es la mejor decisión a tomar en cada momento de cada encuentro. Pero claro, siempre solemos decir lo que haríamos a toro pasado, una vez que han sucedido los hechos y se ha desarrollado el partido.

Frases del estilo de “debía haber sacado al terreno de juego a….”, o “debíamos haber jugado con un 4-4-2…” son habituales en las tertulias que se generan una vez finalizados los partidos de fútbol. Pero eso es fácil. Lo difícil realmente es tomar la decisión acertada en cada momento. O ‘adivinar’ qué es lo que va a suceder.

Y eso es lo que ha hecho Heineken con motivo de la final de la pasada edición de la Champions League. ¿La excusa? Promocionar su APP, Star Player. ¿El lugar? El Bar Magenta, uno de los pubs más conocidos y de moda de Milan. ¿El objetivo? gastar una broma de lo más ingeniosa a dos estrellas italianas: el comentarista Josè Altafini y la exestrella del fútbol italiano, metido ahora a labores de comentarista, Alessandro Costacurta. El partido se emite, sin que lo sepan ambos comentarias, con un retardo de un minuto. Cuatro extras entre el público van diciendo lo que va a suceder ante la cara de incredulidad de los comentaristas. Os dejo con el video: