El Real Oviedo, la cervecera Estrella Damm y las redes sociales

0

Muy pocos son ajenos ya al enorme poder que las redes sociales tienen en la sociedad. Y qué duda cabe que los responsables de los correspondientes departamentos en las diferentes compañías deben ser más que conscientes de ello. De hecho, pruebas no les van a faltar. Si nos adentramos dentro del mundo del deporte, esa influencia, ese poder, esa capacidad para mover a las masas de las redes sociales se multiplica por mil.

Y en España, si queremos encontrar un ejemplo del poder de las redes nos basta con el que es, nuevamente, el protagonista de la noticia de hoy: el Real Oviedo.

Para los que estéis alejados un poco de este mundillo, y para los que habitualmente seguís a MD, no viene mal recordar el caso del Real Oviedo, un club de la Segunda División B española, histórico del fútbol español que, inmerso en una profunda crisis económica, necesitaba una importante suma de dinero para no desaparecer. Una broma comenzada en el conocido programa deportivo de la radio española ‘Tiempo de Juego’ pidiendo al multimillonario mexicano Carlos Slim, interesado en invertir en un club de la liga española, que ‘ese’ club fuera el Real Oviedo fue el detonante de la situación. La broma consistió en una llamada al yerno de Slim, y mano derecha del mexicano, Arturo Elías, solicitándole que, en principio, comprara algunas acciones. A partir de ahí, las redes sociales hicieron el resto. El twitter de Arturo Elías comenzó a recibir mensajes de aficionados al Real Oviedo solicitando su implicación en la salvación del club hasta tal punto, que el propio Elías afirmó que “un club con esta afición no puede desaparecer”. A los pocos días, impresionados por la movilización de los aficionados carbayones, Slim hacía oficial su ‘incorporación’ al Real Oviedo como máximo accionista (Ver Artículo ‘Carlos Slim se convierte en máximo accionista del Real Oviedo gracias a una broma del programa Tiempo de Juego’ en MD).

Pues ahora, el Real Oviedo, las redes sociales, y la enorme fuerza que su afición es capaz de ejercer a través de ellas, son nuevamente protagonistas. Y además con un caso bastante curioso. Os cuento: Jürgen Damm es un jugador mexicano de ascendencia alemana que actualmente milita en las filas del Manchester United británico y que se debate entre seguir en el conjunto que dirige Alex Ferguson o incorporarse a la disciplina del Real Oviedo antes de que acabe el plazo para las incorporaciones de fútbolistas que pueden realizar los clubes en este ‘mercado de invierno’ en España el próximo 31 de Enero. Y esta indecisión del futbolista sobre qué hacer tiene en vilo a la afición oviedista. Y aquí arranca todo. Una de las peñas del Real Oviedo, @RocfandRoll, ‘desesperada’ por la indecisión del jugador, lanzó en el día de ayer el siguiente tweet: “Un mensaje para Damm: ¿o vienes o no? Pero si te vas a hacer de rogar, preferimos que sea que no. Estrellitas, las justas”. El mensaje, cuyo destinatario era Jürgen Damm, por arte de la magia de las redes, llegó a oídos de Estrella Damm, una conocida marca cervecera, que pensó que el mismo iba para ella. Así, dándose por aludida (el apellido ‘Damm’, marca de la cervecera, así como ‘estrellitas’, dieron lugar a la confusión), respondió a @RocfandRoll con un par de interrogaciones, sin saber a qué se debía dicho mensaje de una de las peñas del Real Oviedo. Su tweet: “@RocfandRoll??” No había nada más en su mensaje. Tan sólo querían saber cuál era el problema que tenía la cervecera con el Real Oviedo.

Y a partir de aquí, todo se desencadenó. @RocfandRoll  respondió al twitter oficial de Estrella Damm aclarando el malentendido. Sin embargo, la afición carbayona recogió rápidamente el testigo y creo el hashtag #DammOviedista con el que comenzaron a enviar numerosos mensajes animando a la empresa cervecera a incorporarse al Real Oviedo como patrocinador para apoyar al equipo. Tal fue la repercusión, que llegó incluso a Arturo Elías, yerno como decimos de Carlos Slim, máximo accionista del club, que envió un tweet a la compañía asegurando que dar el apoyo al Oviedo era una buenísima inversión.

La reacción de la compañía fue entre sorpresa e incredulidad. Al tiempo que veía como le llovían los tweets pidiendo que se convirtiera en nuevo patrocinador del Oviedo, veía como el número de seguidores en su cuenta de Twitter se incrementaba por segundos, recogiendo cientos de nuevos seguidores, mayor que cualquier campaña de la compañía pudiera haber conseguido hasta ahora. Tal fue la respuesta de los aficionados oviedistas que a Estrella Damm no le quedó más remedio que agradecer la invitación, felicitar al Oviedo por la enorme afición que tiene y comunicar que su consejo de dirección estudiaría muy detenidamente su incorporación a un club con una afición tan grande como la del Oviedo capaz de conseguir dichas movilizaciones.

A día de hoy aún no se sabe si el jugador Jürgen Damm acabará jugando en el Real Oviedo. Lo que sí está claro es que, con casi toda probabilidad, el club haya ganado un nuevo patrocinador. Y todo gracias a una confusión, a la afición del Oviedo y a la enorme fuerza de las redes sociales.