El Real Madrid, una década siendo el club con más ingresos del mundo

0
El Real Madrid sigue siendo el club con más ingresos del mundo
  • La consultora Deloitte ha publicado un año más su Football Money League, un informe que vuelve a encabezar el Real Madrid por décimo año
  • El Manchester United es el club, sin embargo, que más incremento logra respecto a su valoración en el año anterior

Fiel a su cita, y ya van 18 ediciones, la consultora Deloitte ha hecho público un año más su archiconocida Football Money League, un detallado informe donde clasifica, en función de los ingresos generados, a los clubes de fútbol de todo el planeta, dividiendo la clasificación en tres grandes fuentes de ingresos: los procedentes del día de partido (por venta de entradas, venta de bebidas, venta de alimentos, venta de merchandising…), los procedentes de los derechos de televisión y los procedentes de patrocinadores y sponsors. Y un año más y ya cumple una década, el Real Madrid es el club que más ingresos obtiene de todo el mundo.

El Real Madrid domina la clasificación

La entidad presidida por Florentino Pérez encabeza, un año más, la Football Money League, una clasificación que en su edición de 2015 muestra como el club blanco ha sido capaz de incrementar sus ingresos en 30 millones de euros con respecto al año anterior hasta situarse en 549,5 millones de euros, una cifra sencillamente espectacular.

El dominio del Real Madrid en este sentido es tan abrumador, que saca más de 30 millones de euros al Manchester United, segundo clasificado, cuando las diferencias con el segundo puesto el año pasado ascendían a “tan sólo” 25 millones de euros. Precisamente, otro de los aspectos a destacar es cómo el FC Barcelona, que el año pasado ocupó esa segunda posición con 482,6 millones de euros en esta edición ha visto como ha sido superado por clubes como el Manchester United (el año pasado en cuarta posición) y el Bayern de Munich (en tercera posición el año pasado, posición que repite este año). Así, el club azulgrana ha caído hasta la cuarta posición con un incremento de apenas 2 millones de euros.

Una década al frente que se ampliará en los próximos años

Los fundamentos del éxito del Real Madrid no hay que buscarlos muy adentro. Con un éxito comercial y mediático sin precedentes, y el inicio de la próxima reforma del Santiago Bernabéu, el feudo madridista, todo hace pensar que en los próximos años el club seguirá dominando con mano de hierro una clasificación al frente de la cual ha estado ya 10 años.

Casi 114 millones de euros de esos 549 millones del club blanco proceden del éxito en taquilla, mientras que su balance comercial arroja un incremento de los 211,6 millones de euros hasta los 231,5 millones de euros, en gran parte gracias a los acuerdos con Emirates o con Microsoft, Audi, Bwin, Samsung o IPIC, acuerdos al que hay que sumarle el que ya disfruta con adidas. Los derechos televisivos dejaron en las arcas del club blanco casi 205 millones de euros el año pasado.

El Manchester amenaza con llevárselo todo por delante

Pero si el incremento del Real Madrid, en torno al 6%, ya es considerado todo un auténtico logro dentro del sector, habrá que analizar y redefinir dicha palabra para catalogar el incremento conseguido por el club que esta temporada se ubica en la segunda posición. Así, el Manchester United ha experimentado un salto que le ha llevado a pasar de la cuarta posición del año pasado, por detrás de FC Barcelona y Bayern de Munich, a colarse en la segunda posición de la presente edición, gracias a un aumento de más del 24% en los ingresos obtenidos por el club británico.

Sus acuerdos con firmas como Chevrolet pero sobre todo con la multinacional alemana adidas han aupado hasta la segunda posición, con 518 millones de euros. En su conjunto, la Premier League logra colar a ocho clubes en la citada lista, mientras que la Serie A italiana logra colocar a cuatro representantes y la Bundesliga a tres. En la Liga BBVA, tan sólo el Atlético de Madrid logra acompañar a Real Madrid y FC Barcelona, aunque no está entre los diez primeros.