El Rangers rechaza 25 millones del dueño de los Suns

0
Robert Sarver, dueño de los Phoenix Suns
  • A pesar de la buena situación deportiva que atraviesa el club, el aspecto económico sigue siendo uno de los principales lastres de la entidad escocesa
  • La llegada del actual dueño de los Suns, que se habría interesado por el club, podría suponer un importante sustento en el proyecto y viabilidad del club en los próximos años

La grave situación que padece un mítico del fútbol europeo, el Glasgow Rangers escocés puede tener solución en los próximos meses de materializarse los rumores que hablan de la llegada de un importante inversor al club británico que vendría a paliar la economía de la entidad.

De Glasgow Rangers a Rangers FC

Todo concluyó en el año 2012. Uno de los clubes históricos del fútbol europeo, el Glasgow Rangers, desaparecía ahogado por las deudas que desde hacía tiempo lastraba y que impidieron, de manera definitiva, su continuidad en una de las ligas europeas con más historia: la escocesa.

La decisión de las autoridades escocesas motivaron la desaparición del histórico club debido a sus deudas y la mala administración del mismo, algo que llevó a los aficionados a la desesperación tras comprobar cómo desaparecía su club. Sin embargo, la esperanza nunca se perdió y el espíritu del mítico Glasgow Rangers se reencarnó en un nuevo club, el Rangers FC, que nació en la Cuarta División escocesa y que en la actualidad milita en la Segunda División a punto de dar ya el salto nuevamente a la máxima competición del fútbol escocés.

La solución viene del baloncesto

Sin embargo, la buena evolución deportiva del nuevo Rangers no está siguiendo un paralelismo a nivel económico y la situación, aunque lejos de la que le llevó a la desaparición, no es ni mucho menos la idónea para mantener la viabilidad de una entidad como la escocesa.

En relación a ello, los problemas económicos a los que debe enfrentarse el club podrían tener los días contados con la llegada de un nuevo inversor de un deporte completamente opuesto al fútbol: el baloncesto, y concretamente de la liga más importante del mundo: la NBA. Así, Robert Sarver, socio mayoritario de los Suns de Phoenix, habría llamado a la entidad para interesarse por su situación y tantear la posibilidad de entrar en el accionariado del club con la adquisición de un importante paquete de valores de la entidad.

Más no lo tendrá fácil el actual dueño de los Suns. La quiebra y posterior resurgimiento del Rangers motivó que el mismo sólo fuera posible a través de la diversificación de propietarios a través de la venta de pequeños paquetes de acciones que ha motivado un amplio espectro de pequeños accionistas en la entidad que dificultarán enormemente las intenciones de Sarver. Como mayor obstáculo, Sarver cuenta con tres importantes grupos: uno compuesto por George Letham, Douglas Park y George Taylor, con el 15% de los valores del Rangers; otro, de igual porcentaje, en manos de aficionados, y un tercer grupo encabezado por Mike Ashley, actual propietario del Newcastle, que posee el 5%. Tanto es así, que el club ya ha anunciado que rechaza oficialmente una primera oferta de Sarver que rondaría los 25 millones de euros y que habría dado el control del Rangers a Sarver, algo que esos tres grupos no han considerado óptimo para el futuro del club.