El Bayern ingresa 120 millones menos por TV que el Madrid

1

Cifras que dan vértigo. Pero no tanto en cuanto a la grandeza de las mismas, si tenemos en cuenta los intervalos en los que se mueve el mundo del fútbol, sino por la interpretación que de las mismas puede hacerse. Sobre todo, por las comparaciones.

Mucho se ha hablado y se ha escrito acerca del desigual reparto de los ingresos por los derechos del fútbol que se da en la Liga BBVA, lo que provoca, de manera directa, que cada vez las diferencias entre los dos grandes beneficiados del actual status quo, Real Madrid y FC Barcelona, y el resto de integrantes de la competición sea cada vez mayor, lo que a su vez va en detrimento de la calidad de la misma y de la competitividad dentro de ella, hecho este que, de igual modo, provoca que el interés de la competición a nivel comercial vaya disminuyendo en proporción a la brecha, cada vez mayor, que se abre deportiva y competitivamente, entre las dos grandes referencias del fútbol español y el resto de equipos.

En comparación a este sistema, se han antepuesto otros como el utilizado en la Premier League o en la Bundesliga, con un reparto de los ingresos procedentes de la comercialización de los derechos de televisión mucho más equitativo entre los diferentes clubes, lo que propicia unas competiciones mucho más igualadas donde la diferencia entre los equipos ‘punteros’ o de referencia de dichos países con respecto al resto no sea tan abismal como sucede en el caso español.

Y lo peor de todo es que los grandes gestores del fútbol español no se den cuenta, o no quieran darse cuenta, de que el mantenimiento de este status quo actual provocará, irremediablemente que lo que en el futuro se recaude por la explotación de dichos derechos sea infinitamente inferior a lo obtenido en la actualidad, dado sobre todo las cada vez mayores diferencias que reducen el interés de la competición casi exclusivamente a determinar quién será el campeón de cada temporada, si Real Madrid o FC Barcelona, dejando las posibilidades del resto de equipos reducidas a un pequeñísimo porcentaje, lo que a su vez pone cada vez en mayor valor el rendimiento de clubes como esta temporada el Atlético de Madrid, capaz de hacer frente a los dos colosos en clara desigualdad de condiciones.

Pero cuando se conocen datos como los que se han dado a conocer en la actualidad, las comparaciones se hacen muchísimo más hirientes entre lo que sucede en otras ligas y el actual estado del fútbol español. Recientemente, el Bayern de Munich, reunido en Asamblea General de Socios, hizo públicas sus cuentas de la temporada anterior, temporada en la que deportivamente alcanzó el éxito supremo, la triple corona, haciéndose con la Bundesliga, la Copa alemana y la Champions League. Con todo, el ‘supercampeón’ alemán, obtuvo en calidad de ingresos por derechos de televisión la cifra de algo más de 44 millones de euros, alrededor de 118 millones menos que lo que obtiene por dicho concepto el Real Madrid (163 millones de euros) y 117 millones menos que lo que obtiene por los mismo el FC Barcelona (162 millones de euros).

El Bayern es un club modélico a nivel internacional en cuanto a números se refiere; su rendimiento deportivo queda expuesto sólo con ver la temporada pasada, y el número de estrellas del fútbol a nivel mundial (incluído su entrenador) que militan en el conjunto alemán queda fuera de toda duda. Estos argumentos son los que plantean los grandes clubes de la liga española para mantener su actual status quo en cuanto a reparto de derechos televisivos se refiere. Es más, según un análisis realizado por invertia, si los dos gallos del fútbol español recibieran la misma cantidad que lo obtenido por dicho concepto por el Bayern, ambos equipos incurrirían en sus cuentas en unas pérdidas de casi 100 millones de euros (90 millones de euros para el caso del club presidido por Florentino Pérez y 80 millones de euros para la entidad presidida por Sandro Rosell).

Este panorama pone al descubierto una de las grandes realidades del fútbol español. El Bayern lleva 23 años seguidos con beneficios en sus cuentas, y con unos números en sus balances que son la envidia del fútbol mundial. Según el citado portal, el Bayern cuenta con un patrimonio neto de 257 millones y tan sólo 278 millones son de pasivo. El Real Madrid, por el contrario, con un patrimonio de 312 millones, acumula más de 540 millones de pasivo. La deuda del Barcelona asciende a más de 330 millones.

Para mayor realce de los números del Bayern, el conjunto alemán obtiene 185 millones de euros de ingresos (102 proceden de patrocinadores y marketing y 83 de merchandising) en lo concerniente a la imagen de marca del club bávaro. En el Real Madrid, esas cifras descienden hasta los 161 millones y en el FC Barcelona a los 173 millones, según invertia.

En defnitiva, si se igualaran las cifras obtenidas por derechos de televisión a lo que recauda el Bayern, Florentino Pérez no podría presumir de presentar unos ingresos de explotación de 521 millones de euros. Es más, con las cifras del Bayern en cuanto a reparto de derechos televisivos, el conjunto alemán estaría a la cabeza del fútbol mundial en cuanto a ingresos de explotación, 432,8 millones, por los 431 en los que se quedaría el conjunto madridista. Los ingresos de explotación del FC Barcelona no llegarían, en ese caso, a los 400 millones de euros.

En definitiva, unas cifras que ponen bien a las claras la irrealidad en la que vive el fútbol en España.

  • Que cruda realidad de la liga española una liga de dos [-( , por eso mejor veré la premier league por sky aunque me gustaría también ver la bundesliga pero lamentablemente son pocas las televisoras aquí en mexico que pasan los partidos.