El Atleti se posiciona del lado de los Fondos

0
Falcao, en su etapa como jugador del Atlético de Madrid
  • En la guerra abierta entre FIFA, UEFA y los fondos de inversión, el Atlético de Madrid se ha posicionado a favor de éstos últimos
  • El propio club colchonero ha reconocido que de los 40 millones que abonó al Oporto para el fichaje de Radamel Falcao, alrededor de la mitad fueron aportados por el Grupo Doyen, uno de los fondos de inversión más importantes del mundo

La guerra abierta que parecen haberse declarado los grandes organismos que rigen el fútbol mundial, como FIFA o UEFA y los temidos Fondos de Inversión, amenazan con crear un clima de incertidumbre en el mundo del fútbol de consecuencias imprevisibles para sus protagonistas.

Una guerra en ciernes

Las hostilidades las inició la UEFA al advertir que comenzarían a estudiar medidas a implantar para evitar que los Fondos de Inversión se hicieran con todo el negocio dentro del mundo del fútbol. Tan sólo unas semanas después, la que se pronunciaba en los mismos términos era el organismo dirigido por Joseph Blatter, la FIFA, que fue mucho más allá y anunció la intención del organismo de expulsar de forma tajante la figura de los Fondos de Inversión del mundo del fútbol ante la amenaza que estos traían asociados por su propio concepto de negocio.

Y si bien se habían escuchado a dos de las partes más afectadas, no habíamos tenido la ocasión de oír cuál era la posición de esos problemáticos agentes, los Fondos de Inversión. Al menos, hasta hace tan sólo un par de días, cuando uno de los más importantes Fondos del mundo, el Grupo Doyen, advirtió seriamente sobretodo a FIFA de las terribles consecuencias que tendría esa decisión para el mundo del fútbol en general.

Un aliado inesperado

Los argumentos esgrimidos por Doyen eran sólidos bajo su concepción: si se querían ligas competitivas era necesario que entraran en juego las figuras de los Fondos de Inversión. En caso contrario, encontraríamos competiciones donde las mismas se resumirían a los enfrentamientos directos entre los dos o tres equipos grandes de la misma, quedando el resto como mera comparsas. Además, el grado de implicación de muchos de estos fondos en los pequeños y medianos clubes motivaría que una expulsión supusiera prácticamente la quiebra técnica de los mismos.

Y en estas estábamos cuando los polémicos fondos han recibido el apoyo explicito de un club como el Atlético de Madrid, que ha reconocido que la figura de los fondos de inversión es una figura más que importante en el mundo del fútbol, hasta el punto de llegar a recooncer que si no hubieran sido por ellos, no podrían haber encarado el fichaje de Radamel Falcao al Oporto por 40 millones de euros, la mitad de los cuales los aportó Doyen.

España, el segundo mercado europeo más importante en este tipo de prácticas

En este sentido, un estudio publicado hace tan sólo un año ha puesto de manifiesto que el fútbol español es el segundo mercado europeo más importante a la hora de poner en marcha este tipo de prácticas, unas prácticas que abarcan desde la propiedad de jugadores por parte de estos fondos (bien a través de agencias, sociedades u otro tipo de inversores) como gaantía de un crédito hasta la pura y dura figura de los fondos de inversión: apostar por un producto prestando dinero a un club para fichar a éste o a aquél jugador a cambio de un importante porcentaje de la venta futura del jugador. Y aquí es donde está la polémica.

Mientras el jugador no se mueva, permanezca en el club que le ha fichado, el fondo de inversión pierde dinero. De ahí que tanto UEFA como FIFA consideren que por motivos puramente económicos de estos fondos de inversión se pueda condicionar las necesidades de traspaso y de fichajes reales de los clubes.