Derrick Rose: adidas lo da por perdido y los Knicks “regalan” sus camisetas

0
1188
Derrick Rose
adidas y los Knicks pierden la paciencia con Rose
  • La franquicia de Nueva York pone a la venta la camiseta de su base a un precio casi regalado mientras que en la marca alemana confirman lo que durante tantos años han temido: es su peor inversión probablemente de toda su historia

La primera temporada de Derrick Rose en su nuevo equipo, los Knicks, no ha sido todo lo prometedora que él esperaba. A pesar que su número de partidos jugados, 64, no está nada mal (hace tan sólo unos años sus números eran de 100 partidos en 4 temporadas), los puntos, 18 de media, y 4,4 asistencias, no dejan en muy buen lugar a uno de los jugadores llamados a ser una de las grandes estrellas de la competición.

adidas y los Knicks tiran la toalla

Y lo peor de toda la temporada, otra lesión, esta vez de menisco, que prolongará su estancia fuera de las pistas prácticamente hasta la apertura del nuevo mercado. Ante esta tesitura, dos de las entidades a las que está vinculada, deportiva y comercialmente, han tirado la toalla con el jugador.

Para comenzar, la firma alemana adidas, después de muchos temores acumulados durante los últimos años, ya da por perdida su inversión con jugador. Recordemos que adidas fichó al por entonces crack de los Bulls nada más ser nombrado MVP en el año 2011 en un contrato multimillonario de 13 años de duración a cambio de 250 millones de euros. Una secuencia de desafortunadas lesiones que sufrió el jugador en los años siguientes llevaron el debate al seno de la compañía hasta el punto de considerar al jugador una de las peores inversiones de toda su historia.

¿150 millones?

A la decepción alemana se le une la de su propia franquicia. Rose llegó a los Knicks como una de las grandes esperanzas de la franquicia. Sin embargo, tan sólo una temporada ha bastado para que en el equipo de Nueva York se planteen no seguir contando con sus servicios para la próxima temporada ante el riesgo de nuevas lesiones y de que difícilmente el jugador podrá recuperar el nivel que tuvo cuando fue nombrado MVP.

Ello ha llevado a que la franquicia ponga a la venta, junto con adidas, su camiseta por 20 dólares. Y mientras, el jugador pretende convertirse en agente libre y demandar un contrato de cinco años que valoraría en 150 millones de dólares, unas cifras que quedará por ver si alguien se atreve a pagar.