Beckham y LeBron quieren a Slim en su franquicia

0

Hace apenas unas semanas hablábamos de las supuestas reuniones que representantes de David Beckham estaban manteniendo con los agentes de LeBron James para sonder la predisposición de éste último de incorporarse como propietario al proyecto de franquicia de la MLS que el británico quiere poner en pie en la ciudad de Miami, una de las candidatas para ocupar una de las plazas con las que la liga de ‘soccer’ norteamericana pretende ampliar su catálogo de equipos.

Y tras la, supuesta también, aceptación del crack de los Heat a sumarse al proyecto, todo hace indicar que ambos deportistas han puesto su objetivo en incorporar a un gran mecenas que diera por completada el plantel de propietarios principales de la franquicia en la que se sustentaría los pilares de la misma.

Así, en la madrugada del pasado sábado, LeBron James, figura de la NBA y en el ojo de la noticia dentro de la MLS tras los rumores de su llegada al proyecto de Beckham, avivaba aún más las llamas que dan viabilidad al proyecto con un mensaje en su cuenta oficial de Instagram: “Recién terminada la cena con Carlos Slim y su familia. Unos tipo sfantásticos. Espero volver a verlos muy pronto”.

La cita de dos personajes tan diferentes y que se mueven en ámbitos tan distintos disparó rápidamente los rumores: Slim era el último pilar que falta al proyecto de Beckham para que el mismo tenga la suficiente consistencia como para que cuente con el visto bueno y autorización de la MLS:

Slim no es un neófito dentro del mundo del fútbol. De hecho, su presencia en clubes como los mexicanos León o Pachuca o en el español Real Oviedo, dan una muestra del interés que este deporte suscita en el multimillonario mexicano. LeBron por su parte tampoco es nuevo en estas lides. Así, el interés de Beckham por reclutarlo no se hacía como un intento a la desesperada por contar en su proyecto con uno de las imágenes de la ciudad en temas deportivos (y no deportivos), que también, sino conociendo el británico el apego que LeBron tiene para/con el fútbol. No en vano, cuenta con una pequeña participación en el accionariado del Liverpool.

Así, todo hace indicar que el proyecto de Beckham cuenta, poco a poco, con los mimbres necesarios para hacerse una realidad. Recordemos que, fruto de la llegada del inglés a la MLS, una de las cláusulas de su contrato le concedía al jugador preferencia para la creación de una franquicia en la liga a cambio de 25 millones de dólares. Sin embargo, el costo de proyecto es mucho más elevado, pues habría que sumar la construcción de un nuevo estadio, requisito casi indispensable para la MLS, así como el dinero a desembolsar en concepto de jugadores. Por tal motivo, Beckham ha comenzado una ronda de conversaciones con posibles grandes inversores interesados en el proyecto, un proyecto en el que tanto LeBron James como Carlos Slim parecen querer estar.