Asics pretende asentar su marca en este año olímpico

0

La firma de ropa deportiva japonesa se ha fijado en este año olímpico el asentar el conocimiento de su marca a nivel internacional de una manera más importante.
Por eso, no es extraño que según nos vayamos acercando a la cita olímpica, Asics vaya apostando por una mayor promoción de una marca que está muy lejos de los dos gigantes deportivos, Nike y Adidas, en cuanto a conocimiento de la misma.

Así, se da una paradoja curiosa que cuenta, en unas declaraciones hechas al diario Wall Street Journal, el responsable de la firma para Europa, Alistair Cameron: en el pasado maratón de Nueva York, la marca pudo lucir con orgullo que más de la mitad de los participantes usaron deportivas Asics para correr en esa prueba. Lo realmente paradójico es que la mayoría de esos corredores no sabían identificar esas zapatillas con Asics. Y ahí es donde está el problema. Por eso, Cameron afirma que la marca va a poner toda la carne en el asador en este año olímpico para promocionar la misma a través de una agresiva campaña en televisión en Europa. Asics trabaja muy bien, según fuentes de la propia empresa, en el producto en sí. En lo que no trabaja tan bien es en la promoción de la marca. Así, para tratar de corregir este déficit, Asics ya ha tomado sus primeros pasos. Tan sólo uno de los cuatro presidentes ejecutivos de Asics es japonés. El resto, no pertenece al país de origen de la marca en un intento de atraer a los grandes gurús del marketing a la compañía. Así, ellos mismos han reconocido que uno de los puntos débiles de la compañía es el establecimiento de unas redes de venta y distribución realmente fuertes y competitivas, así como una adecudada política de marketing”.

Y como banco de pruebas para este lanzamiento global, en marzo del año pasado Asics eligió a España para lanzar una campaña promocional de sus zapatillas que provocaron un incremento del conocimiento de la marca en España de más del 7% de acuerdo con un estudio realizado porSynovate, una firma de estudios de mercado. Esta campaña provocó el crecimiento de sus zapatillas deportivas en un 32% en España en un año en el que, debido a la crisis económica, el sector tan sólo creció en un 1,2%. Por eso, una vez vistos los resultados, han decidido apostar fuertemente por una importante campaña de promoción y publicidad de la marca en suelo Europeo a fin de consolidar la misma dentro del mercado.

Con esta estrategia, Asics pretende disminuir la enorme ventaja que le llevan en este aspecto las gigantes Nike o Adidas, traducida en unas ventas más que decentes para los japoneses de aproximadamente 3.000 millones de euros en el año 2011, pero sin embargo, cifras casi irrisorias frente a los más de 20.000 millones de euros que obtuvo Nike o los casi 15.000 millones de euros de Adidas. Y el eje de la campaña girará en torno a las propias letras de la palabra Asics, que procede de la frase en latín “anima sana in corpore sano”, poniendo la atención en aquellos deportistas habituales y no en el consumidor casual.