Argentina se “mosquea” y dice que no quiere el Mundial 2030

0
  • Tras conocerse las intenciones de Chile de aspirar a organizar el Mundial 2030 con Uruguay y dada la respuesta positiva charrúa a la propuesta, Argentina ha decidido retirarse de la puja por la organización del mismo

Ya hay respuesta. La legítima decisión de Chile de querer organizar el Mundial del año 2030 y la polémica propuesta de querer hacerlo junto con Uruguay ha desatado la caja de los truenos en el fútbol sudamericano. Y es que el juego a dos bandas que ha tratado de poner en marcha Uruguay no parece haber sentado nada bien a los máximos responsables del fútbol argentino.

Uruguay: “una novia en cada puerto

Lo anunciábamos ayer y poco menos que todo el mundo en el entorno de la noticia sabía que la misma traería la suficiente polémica como para acarrear consecuencias al respecto, aunque pocos podían imaginar el alcance de las mismas.

Chile propuso la organización del próximo Mundial del año 2030 de manera conjunta con… ¡Uruguay!, cuya Federación Nacional tenía apalabrado un acuerdo con la Federación Argentina para llevar ante FIFA una propuesta de organización conjunta del evento tal y como les invitó la propia FIFA a realizar ante el interés del organismo de que así fuera.

La noticia cogió por sorpresa a todo el mundo, no tanto el interés legítimo de Chile en querer organizarlo, individual o conjuntamente, sino el tratar de hacerlo con Uruguay y la respuesta de la federación charrúa, admitiendo que aunque tenían acuerdo con Argentina no rechazarían la invitación de Chile.

Argentina se echa atrás y da calabazas a FIFA

Las consecuencias, por más que esperadas, no estaban lo suficientemente ponderadas respecto a su alcance y extensión. Y las mismas llegaron, procedentes de la AFA, que determinó que Argentina no quiere organizar el Mundial del año 2030, ni conjunta ni individualmente, en lo que todo el mundo entienda una muestra del enorme malestar que la decisión uruguaya ha causado en la Federación Argentina.

Y la principal damnificada en todo esto, la propia FIFA, que era la más interesada en que tanto Argentina como Uruguay organizaran conjuntamente la edición del año 2030 toda vez que se cumple el centenario de la disputa de la primera Copa del Mundo, cuya final enfrentó precisamente a Argentina y Uruguay con triunfo de los segundos. Ahora, tras la incursión de Chile, no parece que ello vaya a poder ser posible, al menos con uno de los candidatos.