adidas sube su beneficio en el primer semestre del año pero recorta sus previsiones de ventas

0

Buenísimas cifras las presentadas por la marca alemana adidas respecto a los números de sus cuentas dentro de este primer semestre del año. Así, la firma reportó un incremento del beneficio neto del 6% en dicho periodo.

Las cifras de ventas presentadas por el fabricante alemán de artículos deportivos en este primer semestre del año elevó su beneficio neto hasta los 480 millones de euros, esto es, un 6% más que en el mismo periodo del año pasado. Sin embargo, desde la compañía no están del todo contentos con estas magníficas cifras toda vez que, según informó la propia marca en el día de ayer, la facturación se redujo en dicho periodo temporal un 2%, hasta situarse en los 4.495 millones de euros, en comparación con los datos logrados en los mismos meses del ejercicio anterior, motivado sobre todo por la caída de ventas de la propia adidas y, sobre todo, de Reebok.

Todo ello ha provocado que, a pesar de otear un horizonte más que esperanzador con la disputa del Mundial el año que viene en Brasil, la marca decidiera recortar sus previsiones de ventas y, por lo tanto, sus pronósticos de beneficios, hasta situarlas entre un 1% y un 5% para este año, sensiblemente inferior a lo pronosticado previamente que era que superarían esa barrera del 5%.

El motivo argumentado no es otro que el desfavorable desarrollo de varias divisas respecto al euro, lo que indica que la consecución de los objetivos del grupo para el conjunto del año sean de mayor dificultad que cuando se hicieron esas previsiones iniciales.

Para este segundo semestre del año, adidas espera unas ventas de unos 3.380 millones de euros, lo que supone una bajada mayor que la esperada del 4% y un descenso en el beneficio operativo de 9 millones de euros hasta situarse en los 252 millones de euros frente a las previsiones inicialmente marcadas de 261 millones de euros.

El mayor lastre para la marca alemana lo constituyen las ventas en Europa occidental, que disminuyeron hasta un 11% por la difícil situación de la economía de la zona.