adidas – Rumanía: fin a una relación de 44 años

0

La relación de patrocinio deportivo más importante y lóngeva en la historia del fútbol rumano es la que une a la Federación Rumana de Fútbol, máximo organismo del fútbol de aquel país, y a la multinacional alemana adidas, una relación que va camino de los 44 años de edad. Y es precisamente esa relación la que tiene fecha de caducidad.

Nadie en la Federación Rumana de Fútbol lo da por hecho. Nadie, sin embargo, lo desmiente. Todo bajo una aparente normalidad que muchos presumen como la antesala del final de una relación, la más extensa en la historia del patrocinio deportivo, que jamás se haya vivido en Rumanía. Y es que todo los indicios apuntan a que la Federación Rumana de Fútbol y la firma alemana adidas pondrán fin a su relación una vez concluya el actual acuerdo, que finaliza precisamente en este año 2014, es decir, 44 años después de que la marca de las tres tiras se incorporara por primera vez, en el Mundial de 1970, como principal sponsor técnico de la Selección Rumana en el Mundial de Brasil.

La actual relación concluye en Diciembre de 2014 pero todos los indicios apuntan a que ni desde la marca ni desde la Federación Rumana tienen un especial interés en prolongar durante otros años más la vinculación que ahora está a punto de finalizar. Por tal motivo, y aunque los dirigentes rumanos se reunirán en los próximos meses con los representantes de adidas para conocer y tratar de acercar posturas, una cita a la que van no muy convencidos de querer hacerlo, esos mismos dirigentes ya están sondeando el mercado internacional de las marcas para ofrecer una selección que si bien no está llamada a hacer grandes cosas a nivel internacional dentro del mundo del fútbol en la actualidad, si forma parte de un mercado sumamente atractivo para esas compañías, el de la Europa del Este.

Y entre todas las marcas, la que tiene mayor número de papeletas para alcanzar un más que interesante acuerdo con la Federación Rumana de Fútbol es precisamente la hermana mal avenida de adidas, la también alemana Puma, aunque para ello deberá poner encima de la mesa una oferta al menos equiparable a los 300.000 euros anuales que en la actualidad abona adidas a la Federación Rumana por ostentar dicho cargo.