adidas presiona a Nike en el proyecto del City

0
  • Con el acuerdo alcanzado con los New York City FC, adidas logra equilibrar la presencia de las marcas en el proyecto de expansión del City
  • Nike viste a la entidad principal, el Manchester City, y al Melbourne Heart. adidas por su parte hará lo propio con el Yokohama Marinos y con el mediático New York City FC

La estrategia de expansión a nivel mundial de su marca que está poniendo en marcha el Manchester City le ha llevado a conquistar tres importantísimos mercados, cada uno de ellos con un representante que hará las veces de filial del club británico en dichas tierras: Asia, con el Yokohama Marinos de la J-League japonesa; Oceanía, con el Melbourne Heart de la Australian League, y Norteamérica, con la nueva franquicia de la MLS, los New York City FC.

Y en esta gigantesca partida de Risk en la que ha convertido el City el planeta fútbol, también hay cabida evidentemente para el semptierno duelo que mantienen las dos grandes firmas de ropa deportiva, que presionan también desde el City, para conseguir hacerse con el proyecto expansivo del club.

Nike implanta su estilo en la matriz

Cualquier buen aficionado al marketing deportivo conocerá la historia de cómo llegó Nike a vestir al club dirigido por el chileno Manuel Pellegrini. En puertas de vender a su filial Umbro a Iconix Brand, Nike se aseguró, mediante una oportuna cláusula, el quedarse en propiedad con aquellos valores de la firma británica que los norteamericanos consideraran interesantes. Y el primero de estos valores con los que se hizo la firma de Oregon fue, precisamente, el Manchester City.

Se ponía así un importante punto de partida que ahora se ha multiplicado de valor de manera exponencial con el proyecto de expansión de la marca por parte del club a nivel mundial. Las cosas continuaron viento en popa para los norteamericanos con el siguiente movimiento de la entidad británica a expensas de lo que sucediera con su proyecto en la MLS: la adquisición del Melbourne Heart australiano, un equipo de la primera división de Australia que, precisamente, también estaba sponsorizado técnicamente por Nike. Se consolidaba así una relación lo suficientemente sólida entre la expansión del City y la marca de la que la compañía comenzaría a buen seguro a sacar rendimiento en el corto plazo.

adidas también quiere su parte

Sin embargo, el devenir de los acontecimientos en el proyecto de expansión del City trajo un invitado no deseado por parte de Nike: su gran rival adidas, que evidentemente no quería tampoco perderse la presencia en este ambicioso proyecto del City. Así, el nuevo club adquirido por la entidad inglesa, el Yokohama Marinos, estaba sponsorizado técnicamente por la marca alemana, una presencia que comenzaba a amenazar el proyecto que en Nike estaban trabajando para explotar comercialmente esta expansión del City a nivel mundial.

Quedaba tan sólo conocer, dentro de este proyecto, si Nike finalmente gobernaría dejando a la mínima representación a adidas, o si adidas sería capaz de compensar e igualar la situación. Y todo ello estaba pendiente de conocer quién sería la firma que vestiría a la nueva franquicia de la MLS: el representante del City en el soccer: los New York City FC.

El New York City vestirá adidas

En este apartado, evidentemente, la marca alemana tenía mucho terreno ganado. El que la MLS tuviera un acuerdo con adidas para que la compañía equipara a los 18 equipos que hasta este mismo año disputan la MLS era una tarjeta de visita lo suficientemente interesante como para pensar que los alemanes iban un paso por delante en el intento de equipar a la nueva franquicia. Y finalmente, así ha sido.

En estos días hemos conocido de manera oficial el acuerdo alcanzado entre adidas y el New York City FC para que la marca alemana sea la encargada de suministrar las equipaciones a partir de la temporada de su debut, el año que viene. Con ello, los alemanes dan un golpe en la mesa y presentan credenciales a Nike en la disputa del proyecto expansivo del City.

A nivel técnico, dos son los clubes que cada uno de ellos tiene en su poder. Y si bien Nike tiene, además de al Melbourne, a la entidad matriz, el Manchester City, en la sede de Oregon comienza a inquietar el hecho de que adidas tenga en su poder a una entidad de mucha más valía mediática a nivel mundial como es el Yokohama Marinos, pero sobre todo, que se haya logrado quedar con el New York City FC. Algunos incluso llegan a ver en dicho acuerdo un verdadero trampolín para que la marca alemana presione al City en el futuro para que firmen con los alemanes un nuevo acuerdo de sponsorización técnica del Manchester City.

Las espadas están en todo lo alto: ambas firmas tienen dos clubes en este proceso expansivo. Y amenazan a su rival con ser la que finalmente domine en el City y sus colonias.