Adidas no quiere otro sponsor en la camiseta de los All Blacks

0

A primeros de este mes que ya está a punto de finalizar, os contaba como los All Blacks, o más concretamente, la Federación de Rugby de Nueva Zelanda, la NZRU, habían alcanzado un acuerdo con la firma de seguros norteamericana American International Group, AIG, en virtud del cual, los famosos All Blacks, actuales campeones del mundo, lucirían en sus camisetas publicidad de la aseguradora (Ver Artículo en MD).

Esta noticia, que en principio supondría la llegada a las arcas de la NZRU de unos 10 millones de dolares al año en un contrato de cinco, periodo durant el cual, el logotipo de la compañía aparecería tanto en los pantalones como en las camisetas de los All Blacks, no ha sentado nada bien al sponsor técnico de los All Blacks, a la firma de ropa deportiva alemana Adidas.

Adidas tiene un contrato de exclusividad con los All Blacks en virtud del cual diseña, fabrica y suministra sus indumentarias, lo que reporta a la tesorería de la NZRU una cuantía que ronda los 20 millones de dolares al año. Esta suma, harto elevada para lo que se estila en el mundo del rugby, tiene uno de sus principales soportes en el hecho de que la camiseta de los All Blacks no luce más publicidad en la misma que un pequeño distintivo de la firma de las tres rayas, quedando el resto de la misma completamente inmaculado de otras posibles sponsorizaciones, hecho éste que han llevado a considerar a los aficionados y a la propia Federación la camiseta como algo casi sagrado. Sin embargo, la crisis económica que se vive a nivel general y en el mundo del deporte en particular, llevó a los ejecutivos de la NZRU a buscar alternativas a sus fuentes de ingresos. Y el sólo hecho de considerar la oferta de AIG puso en alerta a Adidas.

Como decimos, uno de los prinipcales motivos de que Adidas desembolse tal cuantía es el hecho de que la camiseta no luce ningún otro sponsor en la misma que pueda hacerle algo de sombra al logotipo de Adidas, repetimos, único emblema comercial que lleva la camiseta. Pero las noticias del posible acuerdo firmado por la NZRU con AIG no ha sentado precisamente bien a Adidas, que de manera urgente ha enviado a un emisario a Nueva Zelanda para conocer de primera mano la realidad de las noticias filtradas.  Hasta tal punto es importante el asunto que la propia NZRU ha manifestado que lo último que quieren es, por tratar de conseguir una nueva fuente de ingresos, inoportunar al pilar más sólido que actualmente poseen en cuanto a financiación, como es Adidas, que acompañará a los All Blacks hasta el año 2019. Y aunque la reunión mantenida entre ambas entidades ha sido presentada como una simple reunión de negocios entre socios, no deja a la menor duda el hecho de que Adidas ha viajado hasta Nueva Zelanda a presentar a la NZRU su disconformidad con las noticias que le llegan.

Así las cosas, la NZRU se ha metido ella sóla en un callejón que parece no tener salida. Al menos, la que querría la NZRU, que es presentar a AIG en el frontal de la camiseta, con lo que el logotipo de Adidas se “empequeñecería” aún más en la misma por la llegada del nuevo inquilino. Por este motivo, en la NZRU tratan ahora, a marchas forzadas, tratar de reorientar las negociaciones con AIG y alcanzar un acuerdo que satisfaga a todas las partes. Una posible solución sería limitar la presencia de AIG únicamente a la parte baja de la indumentaria, a las calzonas, alternativa esta a la que Adidas no pondría demasiada oposición pero que AIG no vería con muy buenos ojos, y mucho menos, desembolsando 10 millones de dolares al año por estar presente en los All Blacks.

Como quiera que sea, la pelota está ahora mismo en el tejado de la NZRU que sabe que, tome la decisión que tome, no complacerá a todas las partes en juego.